domingo, 31 de julio de 2011

Hace unos días, una amiga mía me envió el post de un blog (no el suyo) que se titulaba: Forget Friends With Benefits. Let’s Bring Back Lovers; o lo que vendría a ser en español... "Olvida a los amigos con derecho a roce (beneficios...), vamos a traer de vuelta a los amantes".
La escritora de la entrada, Jennifer Wright, hace una descripción de lo que supone a nivel de interrelación, estar bajo tres situaciones distintas en las que dos personas pueden interactuar, así como los beneficios y trastornos que ocasionan y la diferencia entre unas y otras.
Estas tres situaciones serían... la de estar en una relación de pareja, tener un amigo con derecho a roce y finalmente, tener un amante.
Antes que nada, voy a quitarme un poco el pasamontañas y voy a admitir que yo he estado en las tres situaciones y ninguna, de momento, ha acabado en buen puerto (que tampoco quiere decir que haya acabado en mal puerto); así que mi opinión sobre todas ellas tiene cosas buenas y cosas malas que me han servido al menos, en la vida, para saber lo que no quiero, y para no necesitar ni prismáticos en unas ocasiones...ni lupas en otras; es decir, a verlo todo en mayor o menor medida claro, tanto de lejos, como de cerca (sin dejar de ser persona que se equivoca..., eso es inherente a la condición humana).

Para Jennifer, está claro que como peor se puede estar, es con un amigo con derecho a beneficios...(entiendase, de intercambio de fluidos corporales); según ella (y yo comparto la misma opinión), raramente en una relación establecida como con derecho a roce, puede incluir una verdadera amistad, y es que, los lazos que se establecen, por mucho que una/o quiera evitarlo, están influidos por los sentidos.
Nadie (al menos yo estoy convencida de ello), absolutamente nadie (a no ser que estemos hablando de un ser sexuado asexual...) puede quedarse indiferente con la transmisión sensorial de información....la carga emocional que lleva eso, interactuando con una persona que conoces, pongamos amigo, es imposible que nos deje indiferentes.
Además....¿para qué querríamos quedarnos indiferentes? ¿no se supone que no hay nada mejor que disfrutar de alguien con los cinco sentidos?. Es evidente, que aunque hayamos querido mantener durante un tiempo una relación de este tipo, es más que probable que el pacto subliminal establecido para mantenerlo, tarde o temprano se rompa....¿porqué? porque somos humanos, si estamos agusto con "ese amigo" vamos a querer más, si estamos a disgusto con "ese amigo" tal vez ya no lo queramos ni como tal....
Puede terminar bien....puede terminar mal....

Perfecto....entonces, más de uno ya lo estará pensando...., si una persona no quiere complicarse la vida, ¿porqué no tener un amante?.
Bueno...evidentemente, para el que no quiere NINGUNA complicación es lo mejor, esa persona, además, lo más probable es que no sea persona de un/a amante...de tal manera que nunca repita con el mismo/a, sino que tenga un amante después de otra/o...mudando la piel como las serpientes. 100% sensaciones sin mirar atrás.
En cualquier caso, la dignidad siempre debe respetarse, al menos lo suficiente como para que no se roce la mala educación, la humillación o la falta de respeto. Creo que eso es sencillo, y es lo que marca la diferencia entre un amante elegante y un esgarramantas.
En este sector de amantes...hay muchisisisimos sin caché, demasiados....sino caen en la humillación, caen en la pérdida de detalles fundamentales.
Por otro lado, esta la persona que suele tener la misma/o amante durante un tiempo.
Esos amantes, tienen que aprender a ser amantes...no es como el que va de flor en flor, eso es fácil...no vas a volver a tocar la piel de esa persona, con no pensar y sentirte frívola o con una carga pesada por dentro, basta. Solo hay que seguir el protocolo, que para estos casos está tan marcado, que con no mearse fuera del tiesto, es suficiente.
Pero entablar una relación de verdadero "amante" durante un tiempo, que puede ser meses o años, es más laborioso..., es decir, es difícil asumir de primeras ese pacto si mentalmente no estás preparado/a.

Aprendes a ser amante con este tipo de amantes.
Estas personas que tienen pareja, pero necesitan estar con otras personas que les aportan otras cosas que no encuentran en su vida diaria, que sencillamente tienen un rasero moral particular, que ven la vida desde diferentes puntos de vista según la van viviendo, o que sencillamente....les aportan adrenalina; son los amantes que tratan a la tercera persona como si no lo fuera, es decir, en esta relación hay una interacción que no solo es sexual.
Estos amantes se cuentan cosas, impresiones sinceras e íntimas que van un poco más allá y que nunca caen en lo vulgar, precisamente, porque no es posible la traición; si tu confiesas, yo confieso. Si me jodes la vida, te la estarás jodiendo tu también....ese pacto es irrompible mientras dura la pasión y la conveniencia, y la pasión durará lo que tenga que durar, ni más ni menos.
Por ello los amantes pueden contarse cualquier cosa....sobre su vida amorosa (si la tienen), sobre su familia, su trabajo, sus ideas....todo. Estas relaciones tienen una garantía fuerte, que se disfruta plenamente y con gran satisfacción, mientras se tenga realmente asumido el papel de la obra teatral, las ideas claras sin salirse del papel. Aprendes ha hacerlo, y una vez que has aprendido, nada sale mal, porque las pautas de actuación son finas, precisas y perfectas. Hay complicidad sin compromiso, amor sin sentimiento, pasión sin promesas, confesiones sin penitencias.
Estos amantes  suelen terminar de serlo por dos motivos, el primero cuando encuentran el amor en otra persona y ponen fin a su pacto, respetando en el futuro ese vínculo secreto que los mantuvo unidos en momentos y días, y que a partir de ese momento saben y asumen con naturalidad y cordialidad, que ha terminado.
El segundo, suele ser porque la pasión o la atracción sexual se ha terminado, en ese caso tampoco ocurre nada....sencillamente se acaba, los encuentros se espacian y llega un día en que vuelves a casa y le escribes: no voy a verte más. Sin beso y sin nada.
¿Se puede llegar uno/a a enamorar de su amante? Por pasar, esta claro que puede pasar; pero ojo...este tipo de relación, no está hecha para que acabe en una relación de pareja....lo más probable es que cuando empiece ese noviazgo al mes estén aburridos el uno del otro.
Encontrarás poco a poco en esa persona aquello de lo que tal vez carecías antes, o sencillamente pensarás....si lo ha hecho conmigo...¿porqué no lo va a hacer con otra?
Nada le puedes decir....tu fuiste su amante.
En definitiva, lo más probable es que sea un fracaso total como relación de pareja.
Por ello en la relación de amantes existen reglas y acuerdos, que siempre deben establecerse desde el primer momento y aceptarse por ambos; si no queda establecido al principio...la culpa de lo que pueda suceder, siempre será del que no habló y no dijo cuando tenía que decir.
Estoy en contra de Jennifer, que en su post, afirma que la relación con un amante suele transformarse en una condena; está claro que no va a acabar en una relación de pareja, si es lo que pensábamos cuando iniciamos este tipo de relación, y supongo que a eso se refiere ella; pero es que tampoco todo el mundo, puede o sabe ser "amante"; el que lo sabe ser, obtiene beneficios de ello, y ésta parte se la salta Jennifer....un amante disfruta mucho sus momentos.

Finalmente nos encontramos con la relación de pareja, el noviazgo, matrimonio, pareja de hecho....
¿ese es el ideal de relación? creo absolutamente que si, al menos mis momentos más felices han sido en pareja, pero evidentemente....si estás con la persona adecuada; sino, puede ser tu mayor pesadilla....
Una pareja debe ser tu amante, tu compañero, tu amigo, tu imán, la persona que más te haga reír, y la que te entienda, la que te respete como eres, la que te ayude, la que esté a tu lado para lo bueno y para los malos momentos, la que te apoye y te meta mano donde sabe que te gusta, de día o de noche.
Evidentemente....eso es lo que todos anhelamos y queremos, y por eso....es lo más difícil de conseguir y de mantener, pero que alguien (que no esté en depresión) me diga que no vale la pena....seguro que no tendré ninguna respuesta.

Está escrito todo y nada....
en cualquier caso, el amor y las relaciones, nunca serán una ciencia exacta.
Jamás podremos dejar de sorprendernos con las circunstancias más inesperadas... la vida es enigmática, e impredecible...eso (si se puede sacar algo bueno) tal vez sea una de las delicias de vivirla.
En cualquier caso, nadie puede asegurarte, que en cualquiera de las tres situaciones no vayas a llorar...que no sentirás dolor..que no padecerás...que no sucumbirás.

Solo se una cosa, si algo es moralmente reprobable....es que te prometan felicidad y no te la den, que te digan te quiero a la cara y no sea cierto. Eso llega al alma.
Afortunadamente, mi conciencia está tranquila, jamás engañé a nadie que haya compartido conmigo un minuto y jamás he puesto los cuernos a ninguna de las personas que han estado conmigo; se me llena la boca al decirlo, y lo digo porque hoy en día, el respeto y el compromiso, se equipara a una partida al Tetris..
Nadie quiere padecer, nadie quiere arriesgar, nadie quiere responsabilidad, nadie quiere nada...que no sea uno mismo o para si mismo.
Será culpa también del capitalismo......y de la sociedad de consumo que hemos vivido, no lo se.... pero parece que es el cáncer del siglo XXI.

20 comentarios:

pseudosocióloga dijo...

Pues en eso estamos, yo sí creo que doy todo lo que pides pero al cabo del tiempo no puedo evitar pedir otro tanto y ahí....
Entre amantes y amigos con derecho a roce no veo una diferencia muy grande.
A lo mejor es que la vida en pareja no es lo idóneo, y es la sociedad la que se empeña...

No dijo...

Exacto Pseudo...y ahi llega la estampida masculina...

Yo si creo que hay mucha diferencia entre amigos con derecho a roce y amantes; con los primeros vas a hacer más cosas que acostarte con ellos, compartes vida pública y privada...se supone que es tu amigo..asi que irás al cine con él, compartiras copas y bailes, reflexiones y sucesos cotidianos etc...
Con el amante la escenografía siempre está entre cuatro paredes o una casa a lo sumo (a no ser que te lleve de viaje fuera del círculo imaginario prohibidisimo donde públicamente tienen que hacer ver que no se conocen = su ciudad). Y además el carácter de las impresiones que compartan estará siempre despojado de cualquier intención o compromiso.

Pero entiendo porqué lo dices..tal vez una persona que está con un amigo con derecho a roce, en muchas ocasiones, se vea como una amante sin más. La actitud de la otra persona cuenta mucho.
Yo si creo que la vida en pareja es lo ideal...creo que es lo que la naturaleza marca, y contra ello no se puede ir. En contra de lo que muchas personas puedan pensar, par mi estar en pareja te da la libertad de poder compartir todo lo que tu quieras compartir.
Si pienso, que otra persona puede hacerte feliz, para mi compartir tiempo y vida con alguien con el que hay feeling se asemeja a sentirse de puta madre...

Complicated en cualquier caso ;)

Faltaría hablar de las ventajas e inconvenientes de estar solo/a.

Di Vagando rocks dijo...

NO, este post me daría para un divague! :) Yo creo contigo q lo q la autora quiere decir es q con "amigos con derecho a roce" una parte, a veces, se puede llegar a hacer ilusiones de "tal vez sea algo más". Y,como dice,esa persona (ella dice q suelen ser las muejres, yo esto no lo sé, querría esperar q no) esta ene l fondo pendiente del móvil, d elso emails, a ver si llama, y eso es una agonía. Y si la cosa no ha progresado a pareja enamorada es porque, evidentemente, una parte no lo ha querido lo suficiente.

El plan amante parece q esta más claro eso de "quedamos para follar. Punto". No hay ninguna expectación de nada más, y ene l fondo es más sincero.

ALguien decía q el amor es el punto medio entre amistad, sexo y magia. SE podría decir q los amigos con derecho a roce tienen todo menos la magia. Qué rollo, no? Sinceramente, la magia es lo q más me gusta. Y los amantes sólo sexo.

Y-atencion-la mayoría de las parejas tal vez tenga sexo, algunas con suerte la amistad, pero la magia... estas parejas ya son de nota. Por eso tampoco habría q mitificar las parejas establecidas. A veces on dos amebas sentadas en un sofá.

Muchos hugs

di

Juanjo ML dijo...

Es tan real que duele, aunque yo no he completado todas las partes dle proceso.

Patito dijo...

Si las relaciones "Formales" son lo correcto o adecuado no lo sé. Es que Diva tiene tanta razón que ya parece inútil comentar. No será que el tiempo y la demasiada exposición, el saberlo todo de él y viceversa mata en cierto modo la magia. Creo que esa magia está en el momento inicial, en el enamoramiento donde escribes poemas y su nombre junto al tuyo. Pero también creo que las relaciones formales, entre las descritas es la más completa, la más sincera y la que da más satisfacciones.

No dijo...

Exacto Di, asi he entendido yo a la autora del post; por otro lado, no estoy de acuerdo con que alguien pueda aseverar, que en una relación de amigos con derecho a roce, las que suelen declinar hacia el enamoramiento son las mujeres. Dicha afirmación me parece una estupidez por parte de la autora...eso no puede saberlo, cada persona es un mundo, y hay chicas enamoradizas como hay chicos enamoradizos; depende de la persona, de lo que quiera, del momento personal en que se encuentre uno etc...
Si...los amigos con derecho a roce, tienen de todo menos la magia que el amor, el sexo y la persona en un cóctel te proporciona. Un rollo, y además creo..que una complicación de sentimientos, a mi manera de ver, casi siempre innecesaria...

El plan amante, (comparto tu opinión),es más sincero, siempre y cuando se sepan las reglas del juego desde el principio. Sino es hacer trampa y daño.

Estoy contigo, en que no todas las parejas que están en relación, tienen la mejor de las relaciones...a veces la costumbre lo mata todo.

Besito!!!!

No dijo...

Si Juanjo...por eso llega un día en que deja de importante en parte, la mayoría de las cosas..
Ese es el peligro de que las cosas no salgan bien de una forma más o menos reiterativa.. que dejas de creer, cuando no en el amor, en las personas o en lo que sea..

A veces puede ser desmotivante.

No te preocupes, no es obligatorio pasar por los tres tipos de relaciones descritas en la entrada; tal vez no te hace falta ;), o no se te presenta la ocasión nunca.

No dijo...

Patito, ha escrito Di, no Diva jajajajaja (a mi ha veces también me ha pasado).

Creo que la magia se conserva siempre que alimentes tu propia personalidad (que es lo que se supone que a él le gusta, en esa relación de pareja); nunca dejar tu espacio y tus ideas y no confesarlo todo; y nunca dejar que tu pareja te anule, absorba o se imponga en todo, la relación de pareja entonces...deja de tener sentido absolutamente.
Es tan importante lo tuyo como lo suyo, sus ideas como las tuyas, sus reacciones como las tuyas etc...hay que saber equilibrarse, complementarse y retroalimentarse. Ese es el quid (a mi modo de ver) de una buena relación de pareja.
La magia es importante, la ilusión es importante.

Besi ;)

No dijo...

...."a veces"....perdón, se me ha colado una h...en el comentario para Patito ;)

el chico montañero de la consuelo dijo...

Iba a hablar del amor...pero ver que te vas a leer un libro de julian casanova y he tenido un gatillazo culminado en un coitus interruptus.

Anónimo dijo...

del shock hasta se me ha enganchado el dedo en el enter.

No dijo...

Jajajajajajaja
¿qué pasa con Julián Casanova?
Txelos explicate...no te gusta como persona, como historiador, como pensador, como personaje público, como profesor...
Sorpréndeme... ;)
Pues este libro está muy, pero que muy bien.

Pero habla de amor...que no quiero que te disperses, y es lo que querías, que la entrada va de relaciones...jejeje

Besis ;)

el sinmemoria historica de la consuelo dijo...

Como persona y como profe no tengo ni idea... como historiador y como pensador me pasa lo mismo que oir a carlos davila hablar de política: siempre creo que saben mucho pero que siempre hablan desde la trinchera, su trinchera...
y para que veas que n o soy como ellos la exposición Tierra y libertad me pareció sensacional.

el chico amoroso de la consuelo dijo...

... tierra y libertad la exposición que comisarió casanova claro!

Sobre el amor y las relaciones me declaro antidogmático como en casi todo...
desde mi larga monogamia actual moderadamente feliz, se me hace raro recordar tiempos juveniles en los que también era feliz en la eventualidad o incluso mis breves estancias en el lado del otro en las que también fui feliz.

Lo peor son las relaciones destructivas apara alguno de los dos (o tres)...

No dijo...

Txelos, Julián Casanova, como persona es serio pero agradable, no puedo decirte mucho más..
Como profesor es cojonudo, sales de sus clases en el limbo...lo escucharías durante horas y horas sin pestañear. Las clases se pasaban en un periquete y siempre te quedabas con ganas de más.
Como historiador me parece un profesional que vive de su pasión y disfruta enormemente.
Como pensador...no entro. Solo decirte que en sus libros si que encuentras algunas frases más de tinte subjetivo, que jamás dejaba entrar en sus clases.

Pero no entiendo cuando dices que habla desde su trinchera...supongo que te refieres a que siempre toca un lado no? estoy de acuerdo en eso, pero supongo que, como muchos historiadores especialistas en historia contemporánea, ponen la historia al servicio de sus ideas (mientras lo haga fuera de la universidad, no me molesta).
Cada uno escoge ;)

De todas maneras en su último libro (el que me acabo de leer), el analisis que hace sobre la revolución bolchevique y la dictadura stalinista, es de chapó...lo toca todo, como a mi me gusta leer historia.
Es un buen análisis del periodo de entreguerras enfocado en el origen de los fascismos y del comunismo, y de las fugaces y débiles experiencias democráticas europeas de ese periodo. Te lo recomiendo, yo creo que te gustará.

La exposición Tierra y Libertad fue muy buena, me encantó. ;)

Besi

No dijo...

Txelos amoroso....estoy de acuerdo en tu apunte...no hay nada peor que las relaciones destructivas, cuando siempre deberian de ser lo contrario, constructivas...y es que de todo se aprende en la vida...hasta de tropezarse con piedras jejeje ;)

Muakis

Fiebre dijo...

Quizá haya otro término.
La vivencia de la palabra ´amante´, pero sin ataduras hacia terceras personas.
La mezcla entre el amigo con derecho a roce y el amante.

Eso sí, es muy difícil de encontrar.

Dos personas que se comportan como amantes, aun saliendo por espacios públicos, pero que están en sintonía para volver luego a sus respectivas vidas cada uno.

Cuando funciona es la caña...

No dijo...

Hola Fiebre!! Gracias por tu comentario ;)

¿Existe esa posibilidad? joder...los humanos somos una caña...
Aún asi, tengo que decir, que para mi, "amante", tiene un significado más amplio (como el tuyo) en cuanto a que considero amante no solo al que juega en un partido de tres; para mi amante es aquel que aun no existiendo tres, es decir, siendo sólo dos, actua como tal (al fin y al cabo...la tercera persona no existe nunca para un amante de verdad, lo mismo da que sea un solterón o un perfecto casado).
La posibilidad que contemplas...ufff es hilar finisimo...para mi sería un amigo con derecho a roce; de hecho, creo que es asi como sería la relación de un amigo con derecho a roce con éxito = sin enamoramiento final. Jugando bien con las reglas.

Besis!!

Peter dijo...

Me pasa como a Junajo, que no puedo comparar y también veo pocas difrencias entre el "derecho a roce" y el "ser amantes".

No dijo...

No te preocupes Peter....eso es señal de que has tenido suerte en el amor ;)
Besis

Publicar un comentario

 

Copyright 2010 Historias de Naúfragos y Naufragios.

Theme by WordpressCenter.com.
Blogger Template by Beta Templates.